Aquí no hay coches – Destinos Car Free en el mundo

Hay lugares en el mundo en los que el tiempo no se mide en cuánto se tarda en coche del punto A al punto B. Lugares en los que el principal medio de transporte no es un coche, ni nada que se parezca. ¿Te imaginas un lugar sin atascos? Un lugar sin aparcamientos, ni parquímetros, incluso sin calles asfaltadas.

En pleno s. XXI existen destinos en lo que parece que el tiempo se paró, las cosas van a otro ritmo y no hay coches.

Destinos Car Free en el mundo

En Ilha Grande solo verás estas bicis carro :)

Ilha Grande – A esta joya natural del estado de Río de Janerio llegarás en una lancha de madera desde Angra dos Reis. Una vez en la isla olvídate de coches. No hay calles aptas para vehículos ni nada que se le parezca, solo naturaleza y varios senderos para llegar a pie a una de sus 113 playas. En Ilha Grande se respira la filosofía del “take it easy” y del relax. Tu mayor dilema será si ver atardecer en algún rincón o ir a una fiesta en un barco.

Las calles serán tuyas en Gante

Gante – La belleza gótica de esta ciudad belga no se ve interrumpida por el ruido de los coches, ya que desde 1996 se encuentra libre de automóviles. Y qué fortuna por otro lado, ya que el encanto de sus calles y puentes no sería el mismo. El tranvía y las bicicletas son los grandes protagonistas del transporte en la ciudad.

Fotografía de Shutterstock

Taketomi – A 2000 km de Tokio está la isla de los búfalos. En Taketomi el transporte principal son los carros tirados por búfalos. Sus estrechas calles hacen complicado que más de uno se cruce, de modo que a veces hay que parar. Bueno para eso o para que el búfalo haga un pipí de 4 minutos.

Fotografía de Shutterstock

Giethoorn – No es un escenario de un cuento de hadas pero se le parece. A 120 km de Amsterdam llegamos a Giethoorn, cuyas calles nunca han sido pisadas por los coches desde que fuese fundad en el s.XIII. Canales y más de 170 puentes son parte del encanto de su encanto. Puedes elegir cómo disfrutarlo, si en bici, caminando o en bote.

Fotografía de Shutterstock

Islas de Sark y Herm – Prohibido coches. En estas dos minúsculas islas situadas en el Canal de la Mancha no se permiten coches. Bajo el dominio de Reino Unido tenemos estas dos y al menos otra más, las Islas Sorlingas, en las que los coches no están permitidos. Concretamente en Sark, además de un aire super puro, podemos disfrutar del cielo más oscuro del mundo, según la Asociación Internacional Dark Sky.

Fotografía de Shutterstock

La Graciosa – Claro que sí, en España también tenemos lugares paradisiacos sin coche. En Canarias, al norte de Lanzarote llegamos a la recóndita isla de la Graciosa. Aquí la pesca y el turismo son la base de la economía de la isla. Apenas un docena de Jeeps se utilizan para llevar a los turistas a los lugares más lejanos.

Fotografía de Shutterstock

Venecia – Raro sería utilizar coche en la ciudad de los canales. En Venecia te esperan los gondoleros para llevarte a cualquier rincón. Si prefieres caminar entonces deberás hacerlo por su puentes o pasarelas. Aunque también puedes calzarte unas catiuscas y chapotear en la Plaza de San Marcos.

¿A cuál de estos destinos sin coche te irías?

Review overview
NO COMMENTS

POST A COMMENT

})(jQuery)